¿Te duele la muñeca? Descubre si sufres el Síndrome del Túnel Carpiano (STC)

¿SABÍAS QUÉ?
Por Equipo Farmalastic

La mayoría de patologías de la mano están causadas por movimientos repetitivos, como el esguince de muñeca, la tendinitis del pulgar o de Quervain, el pulgar atascado, o bien la artrosis de muñeca o artrosis de la mano. Además de estas dolencias, otra muy habitual causada por el uso repetido del teclado o el ratón informático es el Síndrome del Túnel Carpiano (STC), una patología muy extendida que sufren 1,5 millones de personas y que afecta tres veces más a mujeres que a hombres.

 

¿Qué es?

El Síndrome del Túnel Carpiano (STC) es una neuropatía (es decir, una enfermedad del sistema nervioso) producida por la compresión del nervio mediano en el túnel o canal carpiano. Pero, ¿qué es el nervio mediano? ¿y el túnel carpiano? Para entender esta dolencia debemos conocer antes la anatomía de la mano y de la muñeca. El nervio mediano es uno de los nervios del brazo que se extiende hacia la mano; da sensibilidad a los tres primeros dedos y a parte de la palma de la mano. A su paso por la muñeca, el nervio mediano atraviesa el túnel del carpo o carpiano. Este túnel está situado en la cara anterior de la muñeca (es decir, con la palma de la mano mirando hacia arriba) y une la mano con el antebrazo. Se trata de un paso estrecho de ligamentos y huesos (entre ellos, el hueso del carpo, que da nombre al túnel) y contiene nervios y tendones que controlan las funciones de la mano, como la flexión de los dedos.

 

mano con nervio y ligamento

 

En ocasiones, si ciertas estructuras de la muñeca se irritan y se inflaman (como los tendones u otros componentes), pueden estrechar el túnel carpiano y comprimir el nervio mediano. El Síndrome del Túnel Carpiano suele ser bilateral en el 60% de los casos, de modo que a menudo afecta a ambas muñecas.

 

¿Qué síntomas presenta?

mano con esquema de la patología

Esta patología causa dolor en la muñeca y en las manos, que ocasionalmente puede irradiar el antebrazo y el codo. Los síntomas suelen presentarse gradualmente y podemos sentirlos tanto de día como de noche, aunque las sensaciones producidas por la compresión del nervio mediano suelen ser más frecuentes por la noche. Así, si sufrimos esta dolencia puede ser habitual la sensación de hormigueo (parestesia) en el dedo pulgar, índice y medio, entumecimiento, dolor y pérdida de la fuerza en la mano y en los dedos. A medida que la sintomatología empeora y el cuadro clínico se agrava, realizar actividades de la vida cotidiana como sostener objetos puede ser cada vez más difícil y doloroso, como ocurre con otras patologías como la artrosis del pulgar o rizartrosis.

 

¿Por qué se produce?

La realización de movimientos repetitivos o de posiciones forzadas de forma reiterada suele ser la principal causa de este síndrome, pero el estrechamiento del túnel carpiano también puede producirse por otros factores, tales como:

  • Causas congénitas: ciertas personas tienen túneles carpianos más pequeños que otras, de forma que son más propensas a sufrir esta patología.
  • Enfermedades: dolencias como la artritis reumatoide pueden provocar lesiones o hinchazón en la muñeca y causar el STC.

 

¿Quién es más propenso a sufrir este síndrome?

Los principales perfiles de pacientes que tienen más riesgo de sufrir esta patología son:

  • Trabajadores en edad productiva (40-50 años) que realizan un sobreesfuerzo repetitivo acompañado de malas posturas: esta categoría incluye personal de oficina que utilice habitualmente dispositivos electrónicos (como teclado y ratón informáticos), trabajadores de la manufacturación textil, obreros de la construcción que utilicen máquinas vibratorias o realicen trabajos de fuerza, etc.
  • Aficionados a los deportes de raqueta como el tenis o el pádel: estos deportes favorecen la aparición del STC a causa del movimiento repetido del brazo y de la muñeca.
  • Mujeres: tal como hemos comentado con anterioridad, las mujeres tienen tres veces más riesgo de sufrirlo a causa de trastornos hormonalesque se producen durante el embarazo (especialmente, en el último trimestre) y que causan numerosas dolencias, y durante la menopausia (en edades comprendidas entre los 45 y los 65 años).

Diagnóstico y tratamiento

El diagnóstico y el grado de afectación del nervio mediano (leve, moderado o severo) se determina con un examen físico; habitualmente se realizan los tests de Tinel y de Phalen, que tienen como objetivo comprobar si el paciente presenta sintomatología al someter el túnel carpiano a pequeños golpes y al forzar la muñeca. Si el médico lo considera necesario, también puede pedir un estudio neurofisiológico llamado electromiograma (EMG) para evaluar la función y el rendimiento del nervio mediano. 

ejercicios para el túnel carpiano
ejercicios para el túnel carpiano
ejercicios para el túnel carpiano

En base a la gravedad del caso, el tratamiento del síndrome del túnel carpiano puede variar, pero de forma general implica las siguientes medidas:

  • Inmovilización de la muñeca: puesto que la realización de movimientos repetitivos agrava los síntomas, en una primera fase del proceso de recuperación es necesario limitarlos y permitir que la articulación descanse. Las muñequeras que inmovilizan la palma de la mano así como las muñequeras para el síndrome del túnel carpiano y otras patologías de la mano alivian el dolor y evitan los movimientos de flexo-extensión y los movimientos laterales, manteniendo la muñeca en posición neutra y evitando así que se produzca compresión en el nervio mediano. Se trata de muñequeras con férula extraíble, válidas para ambas manos (basta cambiar de posición la férula) y que no reducen la funcionalidad de la mano. Además, pueden usarse durante el descanso nocturno, hecho especialmente importante ya que, como hemos comentado anteriormente, a menudo los síntomas del STC se manifiestan de noche.
  • Medicación antiinflamatoria: si tenemos dolor e hinchazón, la medicación analgésica y antiinflamatoria nos ayudará a reducir la inflamación y el dolor y a aliviar las molestias.
  • Realización de ejercicios terapéuticos: los ejercicios para el síndrome del túnel carpiano tienen como objetivo estirar la musculatura flexora (es decir, la que permite flexionar la muñeca) y liberar la presión del nervio mediano. Igualmente, buscan fortalecer la musculatura extensora de la muñeca y los dedos, y la abductora de los dedos (la que permite realizar el movimiento de separación).



En los casos más graves,
cuando el tratamiento inmovilizador y farmacológico no ha funcionado, el dolor persiste de forma importante o existe el riesgo de desarrollar lesiones permanentes en el nervio, el médico puede considerar necesario recurrir al tratamiento quirúrgico. El profesional sanitario valorará el estado de la lesión y decidirá cuál es el tipo de cirugía más adecuado para cada caso.

 

Después del proceso de recuperación, será esencial adoptar medidas preventivas, sobre todo en el trabajo o mientras practicamos deportes de raqueta, para evitar recaídas o nuevas lesiones.

 

En este artículo hemos visto que el Síndrome del Túnel Carpiano es una patología muy frecuente que afecta a 1,5 millones de personas y tres veces más a mujeres que a hombres. Consiste en el estrechamiento del túnel carpiano y en la compresión del nervio mediano (situados en la muñeca) y provoca dolor, hormigueo, debilidad y adormecimiento de los dedos pulgar, índice y medio. Los síntomas pueden presentarse tanto de día como de noche y suelen deberse a múltiples causas, aunque la más frecuente es la realización de movimientos repetitivos o posiciones forzadas con la mano y la muñeca en el entorno laboral o deportivo. Para tratar esta patología, debemos usar muñequeras que alivien el dolor y limiten los movimientos de la mano y la muñeca, seguir una pauta farmacológica y realizar ejercicios terapéuticos que ayuden a estirar y fortalecer la musculatura afectada; en los casos más graves, puede ser necesaria la cirugía. En resumen, si sufres el STC, la mala noticia es que es bastante doloroso, pero la buena noticia es que si te pones en buenas manos (y nunca más bien dicho) y haces un buen proceso de recuperación, esta patología tiene cura. ¿Dispuesto a comprobarlo?

 

Fuentes:

Font, Jordi (traumatólogo especializado en lesiones deportivas, traumatológicas y ortopédicas de la mano, la muñeca y el codo). Recuperado de http://drjordifont.com/sindrome-del-tunel-carpiano/

Gómez Conesa, Antonia. El Síndrome del Túnel de Carpo (STC). Asociación Española de Fisioterapeutas (AEFI). Recuperado de http://www.aefi.net/Fisioterapiaysalud/Sindrometuneldecarpo.aspx

Información y estudios internos de Farmalastic

Medline Plus. Biblioteca Nacional de Medicina de los EE. UU. Síndrome del Túnel CarpianoRecuperado de  https://medlineplus.gov/spanish/carpaltunnelsyndrome.html

Imágenes:

Medline Plus. Biblioteca Nacional de Medicina de los EE. UU. Compresión del nervio medianoRecuperado de https://medlineplus.gov/spanish/ency/esp_imagepages/19242.htm

Tunnel Carpien MD. Recuperado de https://www.tunnelcarpienmd.com/es/


*Esta información en ningún momento sustituye la consulta o diagnóstico de un profesional médico o Farmacéutico.