Cuida tus articulaciones mientras duermes

¿SABÍAS QUÉ?
Por Equipo Farmalastic

Estamos acostumbrados a cuidar de nuestro cuerpo de día y, si tenemos una lesión en alguna articulación, a llevar la muñequera, tobillera u otros sistemas de sujeción durante la jornada para disminuir el dolor y permitir descansar al área lesionada. Sin embargo, a lo que no estamos tan acostumbrados es a seguir usando ciertas soluciones también de noche, como por ejemplo, correctores podales en caso de sufrir juanetes o bien muñequeras si sufrimos el Síndrome del Túnel Carpiano (STC)rizartrosis (artrosis del dedo pulgar) o tendinitis de De Quervain.

De hecho, usar ortesis (férulas o soluciones similares) no solo durante el día sino también mientras dormimos es muy importante para que sigan actuando sobre la articulación afectada y descansemos más aliviados. En este artículo te contaremos la importancia de cuidar nuestras articulaciones todo el tiempo posible y en qué lesiones o dolencias estas soluciones pueden ayudarnos a descansar mejor.

¿Cuándo una ortesis me ayuda a poder descansar?

Varias dolencias mejoran con el uso tanto diurno como nocturno de ortesis (pieza, instrumento o aparato utilizado en cirugía para corregir una deformación o desviación de una parte del cuerpo); a continuación, las repasaremos: 

Síndrome del Túnel Carpiano

Las personas que sufren el Síndrome del Túnel Carpiano (STC) saben lo dolorosa que es esta afección (tanto de día como de noche) y lo incapacitante que puede llegar a resultar en estadios avanzados, impidiendo realizar actividades de la vida cotidiana. El STC consiste en la compresión del nervio del carpo o carpiano, que une la mano con el antebrazo. Esta compresión produce varios síntomas, como dolor en la muñeca y en las manos (ocasionalmente puede irradiar el antebrazo y el codo), sensación de hormigueo (parestesia) en el dedo pulgar, índice y medio, entumecimiento, dolor y pérdida de la fuerza en la mano y en los dedos. Los síntomas suelen presentarse gradualmente y podemos sentirlos tanto de día como de noche, aunque las sensaciones provocadas por esta dolencia suelen ser más frecuentes por la noche, llegando incluso a impedir el descanso de los pacientes afectados.

Para evitar sentir todas estas molestias y poder dormir sin que el STC nos despierte, lo más indicado es utilizar una muñequera 
tanto de día no como de noche. Con esta solución aliviaremos el dolor y evitaremos los movimientos laterales y de flexo-extensión, manteniendo la muñeca en posición neutra y evitando así que se comprima el nervio mediano.

Otros consejos para poder descansar bien por la noche si sufres el STC incluyen:

  • dormir boca arriba en lugar de hacerlo de costado apoyado sobre la muñeca
  • mantener el brazo estirado (puedes envolverlo con una toalla para impedir doblarlo) para no comprimir el nervio mediano
  • dormir en una habitación más bien cálida: recuerda que el frío puede afectar las articulaciones y provocar la compresión del nervio mediano
  • sacudir con cuidado la mano a medianoche, si notas que se está entumeciendo y las molestias te despiertan. A veces basta mover un poco la mano (un minuto bastará) para restaurar la sensibilidad en esta extremidad y poder volver a conciliar el sueño
  • aplica frío en la muñeca si el dolor te despierta: para no desvelarte en exceso, ten preparada una bolsa de hielo envuelta en un paño o un pack de frío y calor para disminuir las molestias. Si observas que el dolor te despierta diariamente, aplícate el frío en las muñecas antes de ir a la cama

gama muñequera

Rizartrosis o artrosis del dedo pulgar

La rizartrosis o artrosis del dedo pulgar es una patología muy incapacitante que sufren dos millones de personas, el 20% de los ciudadanos de más de 60 años, especialmente mujeres. Esta dolencia afecta a la articulación trapecio-metacarpiana, que está situada en la base del pulgar y une la mano con la muñeca. Las personas con rizartrosis suelen sentir dolor, pérdida progresiva de fuerza y deformidad en casos avanzados, rigidez y limitación del movimiento del pulgar, siendo incapaces de realizar el movimiento de pinza con el dedo pulgar e índice. Esto es altamente limitante, ya que el 80% de las actividades diarias las realizamos con ambas manos y las personas con esta patología ven cómo desabrocharse botones, escribir durante varios minutos, servir un café, escurrir una bayeta o abrir un bote se vuelven tareas muy difíciles y dolorosas.

Aunque los síntomas suelen agudizarse al realizar dichos movimientos, también pueden presentarse de noche, cuando no hay actividad. Es por ello que resulta fundamental hacer cuánto sea posible para permitir descansar a la articulación, tanto de día como de noche con el uso de férulas. A pesar de que es aconsejable alternar las muñequeras para ambos momentos del día, también se recomienda dejar descansar la articulación un tiempo sin ninguna ortesis.


gama muñequera

Tendinitis de De Quervain

La tendinitis de De Quervain, también llamada tenosinovitis, tendinitis del pulgar o pulgar del esquiador, es una de las patologías de la mano más comunes, junto con la rizartrosis, el Síndrome del Túnel Carpiano o el esguince de muñeca. Consiste en la inflamación del recubrimiento de los tendones de la mano (concretamente, de los tendones abductor largo y extensor corto del primer dedo) que realizan el movimiento de separar y extender el pulgar. Afecta más a mujeres que a hombres (especialmente, entre 30 y 50 años) y está relacionada con la realización de movimientos repetitivos de la mano.

En cuanto a los síntomas de esta dolencia, suele ocasionar dolor al mover la muñeca o realizar movimientos de extensión del pulgar, crepitación al mover este dedo, entumecimiento y rigidez en los dedos pulgar e índice, e inflamación de la muñeca. Aunque el dolor suele presentarse durante el día, también puede hacerlo por la noche, especialmente si nos acostamos sobre el brazo afectado. Para proteger la zona y evitar movimientos que agudicen el dolor durante la noche, podemos usar una muñequera, que mantiene el pulgar en posición de reposo y se amolda a la anatomía de cada paciente. También podemos aplicar frío en la muñeca antes de acostarnos para intentar descansar sin dolor.

Además de las distintas patologías mencionadas anteriormente, en caso de sufrir una lesión ligamentosa y presentar inflamación de partes blandas tanto de tobillo como de rodilla, el uso de soluciones elásticas que protejan la zona puede ayudarnos para evitar que, durmiendo, adoptemos malas posturas que fuercen la articulación y agraven el dolor. Sin embargo, su uso debe ser discontinuo para dejar descansar la zona lesionada algunas horas. Como en el caso anterior, si nos aplicamos un pack de frío/calor sobre la lesión, también aliviaremos las molestias y podremos descansar mejor.

gama muñequera

Juanetes

El hallux valgus (más conocido como juanete) es una patología podal muy común en la población, especialmente, en personas de la tercera edad. Afecta a un 10% de la ciudadanía española (4,6 millones de personas) y este porcentaje asciende hasta el 43,8% a partir de los 65 años. Esta dolencia causa una subluxación (pérdida parcial de contacto de las superficies articulares) de la primera articulación del primer dedo del pie hacia el resto de dedos y una desviación hacia fuera de la articulación del primer metatarsiano (uno de los huesos del pie). Como resultado, el paciente presenta dolor, enrojecimiento y deformidad (el primer dedo del pie se monta sobre los otros, que se desalinean) y, a medida que la patología se vuelve más severa, puede llegar a limitar seriamente la movilidad y a requerir cirugía.

Según la fase en la que se encuentre el juanete, será necesario utilizar un corrector, un separador interdigital o un protector para aliviar las molestias y evitar el avance de la patología. De este modo, si necesitamos corregir la posición del primer dedo del pie para alinear el resto de dedos (fases 1-2) o mantener un buen posicionamiento tras la cirugía (3-4 meses) deberemos utilizar un corrector de juanetes. Otra opción para alinear los dedos es utilizar un separador interdigital, ya que limitan la desviación del primer dedo y evitan la superposición del segundo dedo; se recomiendan en las fases iniciales del hallux valgus o en las fases más avanzadas, si el paciente los tolera.

En caso de que la patología sea más limitante (fases 3-4), en lugar de corregir necesitaremos proteger el juanete y aliviar el dolor con un protector. Estas soluciones permiten disminuir la fricción sobre el hallux valgus, absorber la presión que ejerce el zapato y reducir la presión en la planta del pie y el dolor plantar. También están indicadas en fases iniciales de la patología, cuando prácticamente no hay desviación, para proteger el juanete del roce con el calzado.


gama juanetes

Además de utilizar estas soluciones durante el día, también es muy importante utilizarlas por la noche, ya que ayudan a aliviar el dolor articular nocturno y el ocasionado por el roce con las sábanas, el colchón, etc., permitiendo descansar con comodidad.

Los correctores están fabricados con tecnología termoconformable, la cual, gracias al proceso de moldeado, permite obtener una solución más adaptada a la anatomía del pie. Como resultado, se puede descansar más cómodamente olvidando que se lleva puesto el corrector. Además, estas soluciones ayudan a corregir y realinear la articulación, limitando la retracción de los ligamentos durante la noche.

Resumiendo, en este artículo hemos visto que el uso de soluciones de terapia elástica no solo durante el día sino también mientras descansamos puede ayudarnos a aliviar los síntomas de ciertas dolencias como la rizartrosis, la tendinitis de De Quervain, el Síndrome del Túnel Carpiano o el hallux valgus y a descansar mejor. Como se trata de soluciones que se adaptan perfectamente a la anatomía de cada paciente (especialmente, las termoconformables), prácticamente no las notaremos y podremos dormir con ellas con comodidad. De este modo, evitaremos realizar malas posturas durante la noche que agraven la lesión y nos despertaremos más descansados y aliviados, listos para un nuevo día sin dolor.


Fuentes:

Wikihow. Dra. Litzy, Karen. Cómo dormir con el Síndrome del Túnel Carpiano. Recuperado de https://es.wikihow.com/dormir-con-el-s%C3%ADndrome-del-t%C3%BAnel-carpiano%20


*Esta información en ningún momento sustituye la consulta o diagnóstico de un profesional médico o farmacéutico.